Enviame
tu Pregunta
Último
Episodio

Etiqueta: aburrimiento


El aburrimiento puede parecer una sensación a la que no le damos mucha importancia, pero estar aburrido puede indicar algo mucho más profundo que requiere ser considerado. ¡No te pierdas este episodio!


Ni la mejor relación se salva de tener etapas de aburrimiento cuando han pasado muchos años juntos. ¿Entonces todas las parejas están destinadas a romper una vez que el tedio se instale en sus vidas? ¡No! Para algunas ideas de cómo evitarlo, escucha este episodio.


Subidas y bajadas. Buenas épocas y etapas de monotonía. Todo esto es normal dentro de la relación de pareja, pero si te descuidas, sin que nada pasa en realidad, el aburrimiento puede provocar el fin de tu matrimonio.


En esta época de sobre-estimulación, en donde los padres buscamos llenar la agenda de nuestros hijos con diferentes actividades deportivas, artísticas o culturales, es importante darles tiempo de ocio y libre entretenimiento. Un niño necesita aprender a divertirse por sí solo, explorando a su alrededor y estimulando la imaginación para hacer de lo que le rodea, instrumentos de aventura y distracción. Permitirle a un hijo estar aburrido es parte de forzarlos a hacerse cargo de la construcción de su propia felicidad.  


Como todo en la vida, la rutina puede traer grandes beneficios a la vida familiar, pero también puede ser sumamente desgastante para la relación de pareja. Entonces, ¿cómo lograr los aspectos positivos de la rutina, sin caer en lo tedioso y aburrido que resulta hacer siempre lo mismo? La creatividad  y el buen humor suelen ser nuestras mejores herramientas.


La rutina y la monotonía suelen ser causas poderosas para la terminación de un matrimonio. A simple vista, no pasa nada. En algunos momentos, la pareja da la impresión de estar unida y feliz. Sin embargo, la lenta muerte del amor que sienten entre ellos se hace evidente con la disminución de las conversaciones, con el menor interés en las actividades del otro y, lo peor, la pérdida absoluta de la disposición para luchar por su relación. ¿Hay esperanza para el matrimonio que sufre del desgaste natural de una convivencia prolongada? ¿Se puede recuperar la “chispa” y el entusiasmo de una pareja que se conoce todos los defectos y manías?