Enviame
tu Pregunta
Último
Episodio

Etiqueta: papá


Los hay cariñosos, los hay juguetones, los hay serios, los hay distantes… Existen muchas formas de ser mamá o papá, pero cada tipo de padre impacta de una manera particular al hijo que están criando.


El que la mamá decida quedarse en casa es una decisión conjunta. No sólo ella necesita estar convencida de lo invaluable e irremplazable de su labor como mamá y proveedora principal de la “sensación de hogar” para la familia. Su esposo debe también estar consciente de esto y ayudar con entusiasmo a que suceda. Como todo en la vida, la decisión tiene costos, pero al mismo tiempo los beneficios construyen la verdadera felicidad.


Ser madre soltera es complicado. En donde una pareja se apoya y acompaña durante los retos que la vida presenta, ella se encuentra sola. La formación de los hijos recae únicamente en su perspectiva y explicarle a los pequeños la realidad de su vida, es una situación delicada. Es aquí en donde deben usarse todas las herramientas necesarias para que su tarea no sea tan ardua y se logre el objetivo principal: una vida tranquila y feliz, con hijos preparados para construirse un buen futuro.


Este es un homenaje a los Hombres que, por el fallecimiento o por el abandono de su mujer, se hacen absoluto cargo de los hijos, no sólo cubriendo gastos y necesidades básicas, sino también poniendo su vida personal a un lado, para asegurarles a los hijos la atención y cuidados que requieren para salir adelante, especialmente cuando ya han perdido a su mamá. Los papás solteros son ejemplo y modelo de conducta para todos.


Una de las razones por las que una pareja puede tener frecuentes discusiones es la educación de los hijos. La forma en que decidimos enfocar su formación, es un reflejo de lo que vivimos en casa cuando nosotros mismos fuimos pequeños. Tendemos a repetir o a concientemente contrarrestar la manera en que nuestros padres aplicaban la disciplina, por ejemplo. Es un arte aprender a conciliar ambos estilos, el del padre y la madre, para obtener los mejores resultados.


Somos mamá o papá desde que nace nuestro primer hijo, hasta el día en que morimos. Nuestra función de orientadores permanece aún después de que nuestros hijos alcanzan la vida adulta. Pero, ¿en dónde está la línea que separa el “adecuado apoyo paternal” y la acosadora sobreprotección? El saberlo es indispensable para ayudar a nuestros hijos a ser personas responsables e independientes, capaces de construir su propio destino.


El papá es una de las influencias más significativas en la vida de una persona. Su impacto se refleja en todas las áreas de la persona: seguridad en sí mismo, amor al trabajo, compromiso ante la familia, trato a la mujer, etc. De ahí la importancia de mantenerse permanentemente presente, consciente de su papel y ejemplo en la vida de los hijos.


El ser buen padre va más allá de ser proveedor en la familia. Las funciones del papá son fundamentales para el buen desarrollo y formación de los hijos, por lo que valorarlo y apoyarlo es parte indispensable de la relación de pareja.