Enviame
tu Pregunta
Último
Episodio

En entrevista de radio.

Entrevista con Claudio Aldunate en el programa "Dr. en Casa".

Presentación del libro “Generación App”, con Otto Granados, Embajador de México en Chile.

Mónica Bulnes en conferencia sobre su libro "Generación App".

En la Feria Internacional del Libro de Santiago de Chile.

portada-conferencia-icare

Conferencia en ICARE, Instituto Chileno de Administración Racional de Empresas.

Episodios – Podcasts

SABES lo que tu relación necesita. CONOCES lo que le hace falta a tu pareja. Y aún así no estás dispuesto(a) a trabajar en mejorar la situación. ¿Y ahora, qué?


La felicidad es un propósito. Es una decisión. Muchas veces llega sola pero otras muchas hay que propiciarla. Aquí algunas ideas.


Tu manera de llegar a la casa después del trabajo dice mucho de la conexión que tienes con tus más cercanos. ¿Qué es lo primero que haces al llegar?


Preguntes o no, mucha gente tiende a darte su opinión sobre lo que estés haciendo bien o mal (especialmente lo malo) en tu relación de pareja… ¿debes escucharlos?


Aunque suene egocéntrico, esta pregunta, respondida con honestidad, puede darte una clara idea del momento que estás viviendo y de la opinión – sana o no – que tienes de ti mismo.


¿Cómo ayudar a un hijo aprehensivo y ansioso? ¿Cómo tranquilizar a quien se preocupa intensamente? ¿Qué debo y qué no debo hacer, como padre de familia? ¡No te pierdas este episodio!


No siempre es malo enojarse. La ira tiene sus ventajas, especialmente en ciertas situaciones… ¿cuáles? ¡Escucha este episodio!


Lograrlo no es tan difícil como parece, ni está tan lejano en el horizonte como crees… Poco a poco puedes ir logrando que tus hijos se hagan cargo de sus responsabilidades escolares sin tus recordatorios, presiones o ayuda.


Las diferencias, las discusiones, el cansancio, la rutina… muchos elementos que pueden provocar resentimientos. Como manejes tus sentimientos será determinante para la calidad de tu relación.


Página 12 de 97« Primera...1011121314...203040...Última »

No podemos borrar nuestra historia. Para bien o para mal, nuestro pasado ha ocurrido y debemos seguir adelante. La actitud que decidimos tomar para manejar esos acontecimientos, determinará la manera en que continuemos nuestra vida: atormentados, depresivos y con problemas, o construyendo, mejorando y sintiéndonos mejor cada día. Aquí, algunas ideas.


Generalmente, le ponemos fecha a los proyectos. Intentamos una estrategia durante un periodo, esperando tener resultados. Y aunque hay cosas para las que es muy útil determinar un tiempo apropiado, hay otras en que no debería existir una fecha de expiración. Unas involucran algunos aspectos de la formación de los hijos. Otras, nuestra relación de pareja. En temas personales, es más complicado determinar la fecha de caducidad.


Todos conocemos la teoría de qué alimentos debemos comer y cuáles evitar o ingerir con más moderación. Por lo tanto, en la mayoría de los casos, no es un asunto de desconocimiento, sino de falta de voluntad. Sencillamente, no queremos hacerlo, porque cuesta demasiado trabajo. Las consecuencias personales vendrán solas, pero ¿y las familiares? ¿Cuántas generaciones después de la mía se verán afectadas por mis hábitos alimenticios?


Es curioso como las nuevas generaciones tienen habilidades que sencillamente nunca lograrán igualar sus antecesores. Para los que no pueden hablar por teléfono, mientras chatean, mientras trabajan en la computadora, mientras se comen algo, mientras escuchan música, etc., parece imposible que alguien alcance a lograr algo cuando está haciendo mil otras cosas a la vez. ¿El multitasking será verdad?


El rencor consume gran parte de nuestra energía. Es una fuerza poderosa que se va adueñando de nuestras distintas actividades, hasta que sencillamente no nos deja vivir. Lo peor es que ni siquiera es útil. No soluciona el problema que lo provocó, no suele ser efectivo para manipular a los demás, aleja a quienes nos rodean y hasta provoca enfermedades que pueden ser graves. Entonces, ¿para qué seguir guardando un resentimiento contra alguien, incluso si se lo merece?


Después de un evento traumático, todos sufrimos síntomas de angustia y ansiedad que no nos permiten funcionar adecuadamente. Es importante saber distinguir entre lo que es la primera reacción normal y temporal, y lo que pudieran ser muestras de estrés post traumático, o un desorden más serio y que requiere de tratamiento especializado.


Una vez que tenemos hijos, las prioridades se re-organizan. Sus necesidades de tiempo, cuidado y formación deben ir primero y las decisiones laborales deben estar sujetas a ellos. Cuando estamos trabajando para poder vivir, hay que hacer uso de todos los recursos disponibles para estar presente la mayor parte posible del tiempo. Cuando lo hacemos para apoyar al ingreso familiar o por desarrollo personal, nuestras opciones debieran girar alrededor de lo que los hijos necesitan de nosotros.


Las palabras que utilizas para expresar tus ideas pueden ser la causa de que tus relaciones personales se estrechen cada día, o se separen irremediablemente. En ocasiones, se confunde la franqueza con la grosería, la honestidad con la falta de respeto, la verdad con la intención de lastimar… Es necesario decir las cosas de la mejor manera porque, cuidando cómo lo puede recibir el otro, recibirás una reacción más positiva y lograrás más fácilmente tus objetivos.


Es un problema más común del que se sospecha: mucha gente se queja de no ser escuchada, e incluso, de ser ignorada. ¿Qué hacer? ¿Debes cambiar tu manera de hablar para que te escuchen, o es un problema de quienes no saben prestarle atención a los demás? ¿La tecnología es la culpable, con los celulares, mp3s, etc., distrayendo a todos? ¿Cómo poder comunicar mis ideas, temores, quejas, proyectos…? En el episodio de hoy propongo algunas ideas.


Sucede cuando determinamos lo que podrá hacernos felices: un título universitario, vivir en otro país, tener determinado puesto, estar casado… Y una vez que tenemos definido lo que traerá consigo mucha felicidad, ponemos todos los obstáculos para no alcanzar esa meta, culpando de nuestra desgracia a las circunstancias que nos rodean. Es un círculo vicioso que logra justo el objetivo opuesto a lo que buscábamos: nunca somos felices.


Al ser algo que suele ser reciente en nuestra historia, ya que antes la mujer no tenía un trabajo remunerado u ocupaba posiciones de bajo ingreso, sencillamente no estamos acostumbrados a ver con naturalidad cuando una mujer gana más dinero que un hombre. Pero en realidad, el punto en el que hay que poner nuestra atención es la capacidad de la familia de poder mantenerse para vivir con dignidad, sin importar quién pone cuánto. ¿Cómo ayudar para que él lo acepte sin problemas? ¡Escucha este capítulo!


Ante una tragedia a nivel nacional, donde el sufrimiento humano se percibe en distintas intensidades, es increíble que surjan actos criminales que buscan el provecho personal. Es una tristeza que alguien se sienta con derecho de dañar a otro, porque le ha ido mal, porque él está sufriendo. Hay maneras de buscar y encontrar ayuda. Hay formas de recibir lo necesario, sin tener que arrebatarlo a la fuerza. Extendamos con solidaridad nuestra mano y no el puño. Siempre hay otra del otro lado, dispuesta a tomarla para ayudarnos.


Cuando adquieres un compromiso, no sólo es cuestión de cumplir con las responsabilidades que trae consigo, sino también, para hacerlo válido, es necesario tener una actitud de verdadera entrega. Hacer cosas de mala gana, o sencillamente sin amor o alegría, le resta autenticidad a lo que hacemos y con el tiempo daña irreparablemente a la relación. Cuando se hacen cosas sin amor, sólo “por obligación”, se nota en el ambiente familiar y no es nada agradable.


¡Pésima noticia! Pero verdadera: no hay crecimiento sin dolor. Cuando nos enfrentamos a problemas, el cerebro incrementa sus conexiones neurológicas, emocionalmente nos hacemos más fuertes, combatimos el narcisismo, tan natural en los humanos. En fin, si sabemos aprovechar y APRENDER de esta mala temporada, manejaremos el futuro con mayor sabiduría y eficacia.


Definitivamente es una de las experiencias de mayor impacto en el desarrollo infantil. Padre y madre son indispensables para la formación íntegra de los hijos, y cuando se debe crecer sin uno de ellos, se nota su ausencia en el niño de distintas maneras: en la seguridad en sí mismo, en su forma de resolver problemas, en la manera de escoger pareja cuando es adulto.


Las comunidades que encontramos en Internet son una excelente manera de mantener contacto con familiares y amigos que están lejos. Es también, una forma distinta de convivir con quienes nos rodean. Pero será mejor no usar Facebook y otras redes sociales para contactar personas que puedan dañar nuestra relación de pareja o nuestro ambiente familiar.


Lo ideal para tomar buenas decisiones, es la combinación entre el yo siento y el yo creo, entre el sentimiento y el razonamiento, siempre que sea este último (el cerebro), el que domine la situación. Seguir nuestra intuición en algunas circunstancias puede ser de gran utilidad, pero nunca sin que pase por un análisis objetivo que permita construirte el futuro que deseas.


¡Salud, dinero y amor! Es un brindis frecuente cuando se nos desea felicidad. Pero no hay dinero que alcance; al envejecer, la salud se deteriora; y si no hacemos todo con amor, vivimos amargados aún con salud y dinero. Entonces, ¿estamos destinados a NO ser felices? ¡NO! Estamos obligados a basar la felicidad en otras cosas.


Está terminando el año y es una etapa de reflexión, festejo y alegría. Es por esto que en el comentario del programa de hoy, daremos noticias positivas. Es importante siempre recordar que, incluso en los momentos más difíciles, SIEMPRE existe la esperanza de un tiempo mejor. Concentrémonos, pues, en lo que construye, acerca y nos hace crecer, ¡y felicidades para todos!


Múltiples investigaciones han demostrado que la persona responsable de cuidar a un enfermo o a una persona mayor sufre también de diferentes dolencias físicas y emocionales, provocadas por las demandas que le exige su obligación. Sin embargo, como el foco de atención es precisamente el enfermo o anciano, el cuidador pasa a segundo plano y nadie se preocupa por su bienestar, incluso él mismo. Esto suele tener consecuencias muy negativas.


Página 12 de 23« Primera...1011121314...20...Última »

Generalmente, le ponemos fecha a los proyectos. Intentamos una estrategia durante un periodo, esperando tener resultados. Y aunque hay cosas para las que es muy útil determinar un tiempo apropiado, hay otras en que no debería existir una fecha de expiración. Unas involucran algunos aspectos de la formación de los hijos. Otras, nuestra relación de pareja. En temas personales, es más complicado determinar la fecha de caducidad.


El romance tiene muchas caras. En algunas ocasiones, tiene estilo “hollywoodense”, rodeándose de rosas y velas encendidas… En otras, tiene una cara más terrenal: él sorprendiéndote con hacerse cargo por completo de la casa, para que tú disfrutes una “tarde de amigas”; o ella, organizando todo lo necesario para que tú puedas irte a ver el partido de futbol con tus amigos… El secreto de una buena relación, consiste en la creatividad y frecuencia con la que buscamos detalles como estos para mantener enamorado a nuestro cónyuge.


Hasta los mejores matrimonios tienen diferencias importantes. Es imposible estar de acuerdo en TODO, y tener la misma manera para hacer las cosas. Entonces, la diferencia entre una buena y una mala relación no es el número de asuntos en los que difieren, sino en la manera en que se resuelven estas discrepancias… ¿cuál es el secreto?


Aunque aproximadamente el 15% de los niños entre 2 y 7 años sufren terrores nocturnos ocasionales, pueden ocurrir a cualquier edad. Su frecuencia va disminuyendo con los años y los pocos adultos que los padecen, se ha encontrado que tienen una estrecha relación con el estrés y problemas emocionales. Los síntomas son claros y en el episodio de hoy daremos algunas sugerencias para tratarlos.


Este tipo de abuso es un tema del que se habla poco, pero es una realidad en gran número de hogares: Mujeres que ignoran las necesidades de su esposo, poniéndolas en el último lugar de los pendientes de su vida. Los hijos, el trabajo, los quehaceres, la familia y hasta las amigas se convierte en el foco de atención femenina. Este tipo de mujer considera que, mientras ella vea los asuntos de la casa que le corresponden, es muestra suficiente de amor para su pareja. Se les olvida tratarlo como amigo, amante y verdadero compañero de vida.


Al ser algo que suele ser reciente en nuestra historia, ya que antes la mujer no tenía un trabajo remunerado u ocupaba posiciones de bajo ingreso, sencillamente no estamos acostumbrados a ver con naturalidad cuando una mujer gana más dinero que un hombre. Pero en realidad, el punto en el que hay que poner nuestra atención es la capacidad de la familia de poder mantenerse para vivir con dignidad, sin importar quién pone cuánto. ¿Cómo ayudar para que él lo acepte sin problemas? ¡Escucha este capítulo!


Comentar las realidades de la relación matrimonial nos ayuda a tener una perspectiva más concreta de lo que podemos esperar de nuestra pareja, de lo que es mejor aceptar, porque no podremos cambiarlo, y de cómo interactuar mejor, para sentirnos más cerca de quien comparte la vida con nosotros. Este episodio continúa el tema que inició en el programa “Un buen matrimonio”.


Cuando alguien dice: “Tengo un buen matrimonio”, ¿a qué se refiere? ¿No discuten? ¿Están siempre de acuerdo? ¿Les gustan las mismas cosas? Hay una serie de mitos que nos hacen creer que una buena relación de pareja debe de cumplir con unos requisitos que no siempre están basados en la vida real. En este episodio hablaremos de algunos de estos mitos.


Cuando adquieres un compromiso, no sólo es cuestión de cumplir con las responsabilidades que trae consigo, sino también, para hacerlo válido, es necesario tener una actitud de verdadera entrega. Hacer cosas de mala gana, o sencillamente sin amor o alegría, le resta autenticidad a lo que hacemos y con el tiempo daña irreparablemente a la relación. Cuando se hacen cosas sin amor, sólo “por obligación”, se nota en el ambiente familiar y no es nada agradable.


Nos llevamos bien, nos amamos y queremos estar juntos, ¿no debería ser suficiente para vivir bajo el mismo techo? El matrimonio parece sólo un trámite que no le agregará nada adicional a la relación de pareja. Sin embargo, en este episodio de Pregúntale a Mónica quisiera exponer para su consideración una perspectiva que pudiera ayudar a resolver la pregunta de “¿Para qué casarse?”.


¿Puede ser que un hombre y una mujer sean sólo amigos? ¿Existe la verdadera amistad entre un hombre y una mujer? Este es un tema polémico que generalmente defiende quien tiene un “amigo” o “amiga” que no quiere perder. Pero como todos los temas importantes para la relación de pareja, es necesario definir ciertos parámetros para tomar la mejor decisión.


Existen distintos tipos de fantasías sexuales en el matrimonio: las que podrían enriquecerlo y hacerlo más “divertido”, y las que separan y dañan permanentemente a la relación. Es parte de la naturaleza humana pensar en situaciones distintas a las que nos encontramos en el presente; sin embargo, imaginarnos con alguien más, promover estas ideas e incluso buscar realizarlas, son un signo de inmadurez y de gran riesgo para la relación de pareja real y verdadera.


Las comunidades que encontramos en Internet son una excelente manera de mantener contacto con familiares y amigos que están lejos. Es también, una forma distinta de convivir con quienes nos rodean. Pero será mejor no usar Facebook y otras redes sociales para contactar personas que puedan dañar nuestra relación de pareja o nuestro ambiente familiar.


Salir en pareja tiene distintos propósitos. Uno de ellos es la simple diversión, sin intención de formalizar nada y sólo “pasarla bien”. En otras ocasiones, cuando estamos saliendo estamos en la búsqueda de ese alguien que permita tener una relación más seria para, eventualmente, formar una familia. Saber el para qué, te ayuda a definir el cómo: ¿cómo manejo mi relación, para dirigirla al propósito que le he asignado?


¡Salud, dinero y amor! Es un brindis frecuente cuando se nos desea felicidad. Pero no hay dinero que alcance; al envejecer, la salud se deteriora; y si no hacemos todo con amor, vivimos amargados aún con salud y dinero. Entonces, ¿estamos destinados a NO ser felices? ¡NO! Estamos obligados a basar la felicidad en otras cosas.


Estoy enamorado y soy correspondido… pero en realidad, ¿cómo puedo saber si estoy listo para casarme? Esta es una de las preguntas más importantes que podrás hacerte, pues su respuesta determinará tu destino para siempre. Así que SIEMPRE hay que cuestionarse si las condiciones están dadas para hacer de tu matrimonio, la aventura más emocionante y feliz de tu vida.


Tener un buen matrimonio no es tan difícil… SÍ, ESO DIJE: no es tan difícil. Pero requiere de estar todos los días al pendiente del otro. ¿Qué necesita para ser feliz? ¿Se lo doy? ¿Le digo que lo(a) quiero? ¿Agradezco lo que hace por mí? ¿Valoro su presencia en mi vida y se lo hago notar? Esto significa sencillamente demostrar la importancia que tiene la persona con la que comparto mi vida.


Generalmente, las parejas que dicen tener problemas son las que suelen discutir todo el día. No importa el tema, insignificante o de gran importancia, los dos acaban gritando, diciendo cosas muy desagradables, lastimados y resentidos. Aquí no hay ganador. Los dos pierden mucho más que el argumento: la posibilidad de construir una relación fuerte y cariñosa que perdure por toda la vida.


Una de las posturas más devastadoras en la formación de los hijos, sucede cuando los padres no funcionan como equipo, en un solo frente. Los hijos son rápidos para detectar esta “falla en el sistema” y se aprovechan, haciéndoles gran daño y complicando seriamente la dinámica familiar. En este episodio se comentan algunas ideas de cómo permanecer unidos, aún cuando no están de acuerdo.


Después de una discusión, suele suceder que por lo menos uno de los involucrados se sienta “la víctima” o “el ofendido” y por lo tanto espera que sea la otra persona la que inicie el proceso de reconexión. No tiene disposición de hacer nada que facilite la reconciliación, en sus ojos, es el otro el que cometió la falta, y por lo tanto, es a quien le corresponde hacer el trabajo necesario para mejorar la situación… ¿funciona esta estrategia? Mejor, empieza tú.


Página 12 de 21« Primera...1011121314...20...Última »

Cuando adquieres un compromiso, no sólo es cuestión de cumplir con las responsabilidades que trae consigo, sino también, para hacerlo válido, es necesario tener una actitud de verdadera entrega. Hacer cosas de mala gana, o sencillamente sin amor o alegría, le resta autenticidad a lo que hacemos y con el tiempo daña irreparablemente a la relación. Cuando se hacen cosas sin amor, sólo “por obligación”, se nota en el ambiente familiar y no es nada agradable.


Las comunidades que encontramos en Internet son una excelente manera de mantener contacto con familiares y amigos que están lejos. Es también, una forma distinta de convivir con quienes nos rodean. Pero será mejor no usar Facebook y otras redes sociales para contactar personas que puedan dañar nuestra relación de pareja o nuestro ambiente familiar.


¡Salud, dinero y amor! Es un brindis frecuente cuando se nos desea felicidad. Pero no hay dinero que alcance; al envejecer, la salud se deteriora; y si no hacemos todo con amor, vivimos amargados aún con salud y dinero. Entonces, ¿estamos destinados a NO ser felices? ¡NO! Estamos obligados a basar la felicidad en otras cosas.


Hacer cualquier cosa por primera vez, provoca ansiedad.  No hay manera de evitarlo, ya que es parte de la natural reacción humana frente a lo desconocido. Con mayor razón cuando se trata de hacerse cargo, por primera vez, de la crianza y formación de un hijo. Sin embargo, tenemos que confiar en la infinidad de herramientas que tenemos para hacer bien la tarea: el instinto, el modelaje de padres a nuestro alrededor, la asesoría de familiares y amigos, literatura, cursos, etc, etc.


Una parte normal de la adolescencia es la constante búsqueda del joven por lograr un grado aceptable de independencia de sus padres. Por este motivo, a partir de esta etapa, suelen decir a sus padres “no quiero ir” a celebraciones y paseos familiares que son indispensables para lograr la cercanía familiar. ¿Debemos obligarlos a venir con nosotros o permitirles faltar a estos eventos?


El que la mamá decida quedarse en casa es una decisión conjunta. No sólo ella necesita estar convencida de lo invaluable e irremplazable de su labor como mamá y proveedora principal de la “sensación de hogar” para la familia. Su esposo debe también estar consciente de esto y ayudar con entusiasmo a que suceda. Como todo en la vida, la decisión tiene costos, pero al mismo tiempo los beneficios construyen la verdadera felicidad.


Hoy en día, los padres difieren de la generación anterior en varios aspectos importantes. En algunos temas, los papás de hoy aventajan a los de antaño, pero en otros presentan grandes desventajas. Una de las que tienen más impacto, es en el del ejercicio de autoridad y liderazgo en la formación de los hijos. Todos los días me encuentro con padres de familia que, ante la más mínima problemática, dudan si llevar a sus hijos a terapia, o qué acción deben tomar.


El sobrepeso y la obesidad son un problema que tiene índices preocupantes a nivel internacional. Y, como es en la familia en donde se aprenden los hábitos alimenticios, es importante recordar uno de los principios básicos que ayudan a mantener una relación sana con la comida, de tal manera que no se convierta en un factor que nos dificulte el control de nuestra manera de comer.


El suicidio siempre deja, entre quienes rodeaban a quien lo comete, una tormenta de sentimientos de culpa y tristeza:  “¿Cómo no me dí cuenta de las señales?”, “¿Cómo pude evitarlo?” Preguntas imposibles de contestar, pues el evento, tristemente ya ha ocurrido. Lo que se necesita alcanzar, poco a poco, para honrar la memoria del que ya no está, es el de recordarlo en sus buenos momentos, los alegres, los que nos permitirán encontrar paz interior.


¿Haz estado de mal humor últimamente? ¿Te sientes agobiado(a) y poco paciente con tus seres queridos? ¿No tienes identificado el motivo de tu malestar? Tal vez sea que tu agenda esté llena de actividades y responsabilidades que ocupan todo tu tiempo y te agotan física y emocionalmente. No es posible botar todos tus quehaceres, por supuesto, pero sí hay alternativas que vale la pena analizar, para que logres sentirte mejor.


A pesar de que el divorcio provoca un torbellino de emociones que hace difícil la toma de decisiones, es indispensable que tengamos presentes a los hijos. Los efectos del divorcio son variados y duraderos, pero para minimizarlos se requiere de DOS papás conscientes e involucrados, capaces de sobrepasar los problemas con su ex, con tal de asegurar el mejor ambiente para los hijos en esas circunstancias.


Cuando se tienen hijos con alguna discapacidad, son asombrosas las distintas lecciones que aprendemos de ellos, del mundo y de nosotros mismos. Estos pequeños, haciendo gran esfuerzo en cada proceso de su vida para salir adelante, nos llenan de orgullo y satisfacción. Sin embargo, también es cierto que suele exigir un gran desgaste emocional y físico para toda la familia, por lo que es importante tener presente varias consideraciones.


Como todos los crímenes cometidos a un menor de edad, el abuso sexual es infame e inhumano. El pedófilo busca someter; establecer poder y control sobre su víctima. De ahí que los pequeños tarden años en denunciar lo que les han hecho. Para reducir la probabilidad de que uno de nuestros hijos sufra de este crimen, así como para conocer algunos indicadores de que un niño está siendo abusado, escucha este programa.


Por supuesto que en el matrimonio hay muchos temas en los que es difícil concordar las diferencias de la pareja, pero hay tres áreas en los que se ha visto, a través del tiempo y variadas investigaciones, que son los aspectos sobre los que discuten los cónyuges con más frecuencia; los tres poderes: hijos, dinero y vida sexual. Estos, y cualquier otro tema, deben aprender a manejarse de tal manera en que la relación se mantenga fuerte, cercana y cariñosa “hasta que la muerte los separe”.


Cuando un hijo llega a la edad adulta ya debe de tener las herramientas básicas para construirse un buen destino, autónoma e independientemente. Sin embargo, los lineamientos no son tan claros cuando los hijos adultos aún viven en la casa de sus padres. Como la relación con ellos ya no es la misma que cuando era un menor, suelen haber discusiones por las diferencias de opinión sobre distintos temas. Es importante mantener nuestro rol de padres para fijar claras las reglas.


Aunque a veces queremos que nuestros hijos permanezcan pequeños, alegres e inocentes, la verdad es que los años pasan rápidamente y, sin darnos cuenta, un día son unos jóvenes a punto de salir al mundo a construir su propio destino. Por esta razón, es indispensable estar siempre conscientes de la formación que les estamos dando en la infancia, enseñándoles buenos hábitos y fortaleciendo sus valores, para que sea a partir de la adolescencia que podamos empezar a notar los resultados de nuestro esfuerzo.


Después de muchas décadas de lucha constante, hemos llegado a un punto en el que la mujer puede, tranquilamente, votar, elegir una carrera, desarrollarse en un buen trabajo, criar a una familia… parece verdaderamente tenerlo todo. Entonces, ¿por qué los estudios reportan que un gran número de mujeres no se sienten más felices que las mujeres de los años 50s?


Ser madre soltera es complicado. En donde una pareja se apoya y acompaña durante los retos que la vida presenta, ella se encuentra sola. La formación de los hijos recae únicamente en su perspectiva y explicarle a los pequeños la realidad de su vida, es una situación delicada. Es aquí en donde deben usarse todas las herramientas necesarias para que su tarea no sea tan ardua y se logre el objetivo principal: una vida tranquila y feliz, con hijos preparados para construirse un buen futuro.


Es una forma muy cómoda de defenderse. Elimina toda responsabilidad sobre los daños ocasionados por nuestra propia conducta, y por supuesto, no exige esfuerzo alguno, porque, ¡la culpa de que yo haga algo malo es de otro! Es un arma frecuentemente utilizada en el matrimonio, y tristemente ocasiona resentimientos y alejamiento en la pareja, que con el tiempo dificulta seriamente una reconciliación.


¡Lo hiciste muy bien, hijito! Toma 20 pesos… Esto, evidentemente, es un reforzamiento inmediato. Al parecer, motiva a que el pequeño repita la buena conducta y a ganarse el dinero haciendo lo correcto. Entonces, ¿POR QUÉ NO DEBE DE HACERSE? Las consecuencias de dar premios en efectivo son serias y negativas. Es importante conocerlas para evitar hacer un daño permanente en la formación de los hijos.


Página 12 de 19« Primera...1011121314...Última »

Orientación e ideas para enfrentar y resolver problemas personales, de pareja o familiares, con la psicóloga Mónica Bulnes de Lara. Porque tu familia es lo más importante

Lista completa de episodios
Generación App
No Más Víctimas E-book
Sonríe Mamá