fbpx
Envíame
tu Pregunta
Último
Episodio

Etiqueta: venganza


Cada vez que decidamos tener una «seria conversación» con alguien, o hacer algo que demuestre nuestro estado de ánimo, es importante que tengamos claro nuestro objetivo, qué es lo que estamos buscando al realizarlo. El simple desahogo sin propósito, o la venganza ante una herida recibida, no proporcionan consuelo y sí hacen daños a veces irreparables en nuestras relaciones interpersonales. Sabiendo el «para qué» podremos encontrar el mejor «cómo».


Con frecuencia creemos que, para asegurar que la falta no se vuelva a cometer, debemos «castigar» a quien nos hirió con unos días más de indiferencia, frialdad y alejamiento, a pesar de que ya hubo disculpas, arrepentimientos e intenciones de reparar el daño. Esta estrategia de alargar el castigo desgasta la relación y nos vuelve personas resentidas y vengativas. Tengamos claro cuál es el objetivo de una discusión, y cuando lo alcancemos, levantemos la bandera de la paz.


Cuando la crisis en la relación sucede, los sentimientos pueden ser sumamente intensos. La tristeza, la ira, el miedo y hasta la sed de venganza, pueden invadir a una persona lastimada. Los hijos suelen ser un arma de fácil acceso para desquitarse del daño provocado, teniendo consecuencias devastadoras para ellos. Protegerlos debe ser nuestra prioridad.